Año nuevo, vida nueva.

Con  la vuelta a la realidad somos muchos los que encaramos nuevos retos y formas de vida saludables.

Estos retos a los que nos referimos son los que suceden sin darnos cuenta y que, poco a poco, nos van a ir devolviendo a la rutina y harán que 2018 sea mejor que el año anterior.

Depende de nosotros.

1. Lee

Aprovecha la entrada del año y haz una lista por meses de diferentes temáticas, incluidas las que nunca te planteaste leer: teatro, poesía, ese libro que nunca acabaste, un libro en un idioma diferente, etc.

Aprende leyendo y… por qué no, te propongo un reto aún mayor, escribe tu propio libro. Tienes 12 meses por delante para crearlo, ¿te atreves?

2. Atrévete

Haz algo nuevo que no hayas hecho nunca, eso que siempre has querido. Es el momento de superarte a ti mismo, de salir de esa zona de confort. Y para inmortalizarlo qué mejor que hacer un álbum de fotos con los increíbles avances que muestres en tu nuevo proyecto. Te sorprenderás a ti mismo.

3. Caminar al menos media hora cada día

Caminar de forma activa (al menos a 7 km/h) durante media hora al día puede ayudarnos a proteger nuestro corazón de posibles patologías cardiovasculares, además de fortalecer el corazón, los músculos y hacer más eficiente nuestro sistema respiratorio. Si eres de los que coge el coche hasta para ir a por el pan, haz que éste sea uno de tus objetivos prioritarios para 2018.

 Caminar es una actividad física muy segura (no daña las articulaciones, como puede hacer la carrera) y que nos trae muchos beneficios. Además, puedes realizarla en cualquier sitio: es fácil y muy agradecido, ¿te animas?

4. Incluir una fruta en todas las comidas

Tanto en las principales (desayuno, comida y cena) como en los pequeños refrigerios que tomes a lo largo del día. Cinco piezas de fruta al día nos aportan una buena cantidad de vitaminas y fibra para ayudar al correcto funcionamiento de nuestro organismo. Además, te saciarán aportando pocas calorías, si lo que te preocupa es tu peso.

Recuerda lavar bien la fruta y consumirla fresca y con piel cuando sea posible. Mejor un pieza de fruta entera que su versión en zumo.

5. Quiérete más

Te despiertas, vas a trabajar a la carrera, vuelves a casa, haces todos los recados que tenías para ese día, la comida del día siguiente, recoges a los niños del cole, les bañas y al final, cuando te quieres dar cuenta ya es hora de irte a la cama. Date el pequeño capricho de sacar un par de horas a la semana para ti, no es imposible. Y en ese par de horas quiérete, descansa, haz lo que te gusta, cuídate, duerme, baila, es momento de desconectar y tú eliges de qué manera lo haces.

2018…Allá vamos!

 

 

¿QUÉ TE HA PARECIDO?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s