Anteriormente en otras entradas hemos comentado los diferentes riesgos que implica el sol para mujeres embarazadas. Hoy hablaremos de cómo proteger a nuestros bebés y peques del sol después del parto. Si bien es cierto que hoy en día los padres están muy concienciados en lo que respecta al protector solar para niños, gorros y gorras, pero no ponen suficiente énfasis en la protección de los ojos, que son tan frágiles como sensibles a la radiación a esta edad tan temprana.

Riesgos para los ojos del bebé

Los ojos de los bebés son muy delicados por lo que necesitan de cuidados intensivos para paliar posibles males para su salud. Sus ojos, más sensibles que los de un adulto por no aislar adecuadamente los rayos solares, están expuestos a las siguientes amenazas para la salud:

  • Córneas quemadas por el sol

  • Eritemas o quemaduras

  • Cataratas

  • Degeneración macular

Si su peque ha estado expuesto sin protección a al sol durante varias horas o sospecha que puede estar desarrollando alguna de estas patologías le recomendamos acudir a una consulta de Oftalmología pediátrica.

bebe 2

La importancia de las gafas de sol en peques

Las gafas de sol son una precaución ideal para evitar problemas oculares en el bebé. Las gafas deben tener la máxima protección a rayos UV o tener un filtrado UV mínimo del 99%. Es importante entender que estamos expuestos a los rayos ultravioleta haya mucho o poco sol, es decir, que en los días nublados también debemos colocar las gafas de sol al peque cuando esté en el exterior.

Para asegurarnos que las gafas de sol cumplen con los patrones de seguridad que exigimos para nuestro bebé, en el acto de compra debemos observar si van acompañadas de un folleto del fabricante que indique la categoría de filtro solar, su uso recomendado, cómo cuidarlas, etc… Cauquier precacución es poca para su bebé.

Otros consejos para minimizar los riesgos

  • Podemos complementar las gafas de sol con un sombrero de ala ancha para cubrir de sombra la cabeza del bebé
  • Limitar el tiempo de exposición al sol del bebé entre las 10 de la mañana y las 4 de la tarde, por ser las horas más fuertes de radiación solar
  • Mantenga a su bebé en la medida de lo posible bajo la protección de la sombra de un árbol, de una sombrilla o cualquier otro elemento. En especial si es menor de 6 meses
  • No olvidar otras precauciones para evitar riesgos asociados al sol que tienen los bebés

¿QUÉ TE HA PARECIDO?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s