El acné es una dolencia cutánea que suele aparecer en la adolescencia (aunque puede desarrollarse en diferentes etapas de la vida) y puede generar complejos a quien la sufre. La aparición de acné suele ir ligada a tres factores: la complexión física, el estilo de vida y problemas hormonales ligados a la pubertad o adolescencia, aunque también se dan casos de acné adulto. Existen varios métodos para prevenir la aparición o proliferación del acné, así como tratamientos médicos que pueden erradicarlo y ayudarte a recuperar la seguridad y confianza que necesitas.

¿Cómo frenar el acné? Métodos naturales

  • Bebe mucha agua
  • Evita la exposición prolongada al sol
  • Nunca vayas a dormir con maquillaje
  • No apliques productos grasos sobre tu piel
  • Consume alimentos con Omega 3 (semillas de lino, nueces, coliflor…) y Vitamina E (pipas, avellanas, almendras, kiwi…)
  • No aprietes los granos. Evita tocarlos o rascarlos con tus manos
  • Lava tu piel diariamente. Puedes lavarla con agua salada o un jabón antibacterial
  • Cambia el café por té verde: El café tiene cafeína y contribuye a aumentar el estrés, que potencia la proliferación del acné. El té, en cambio, no sólo no tiene cafeína, sino que tiene antioxidantes que ayudan a reparar los tejidos.

Acaba con el acné adolescencia o adulto. Prevención y tratamiento. 2

Medicina y tratamientos contra el acné

Si los métodos “caseros” no fueran suficientes, puedes recurrir a tratamientos médicos a base de peróxido de benzoilo, azufre, resorcinol o ácido salicílico, para acabar de una forma más radical con el acné. Estos tratamientos suelen funcionar en tres fases, combatiendo y eliminando primero las bacterias, secando la piel y sus impurezas y finalmente descamando la parte superior de ésta. También se pueden recetar antibióticos orales.

Otra opción para erradicar el acné es el Láser Fotona. Esta tecnología elimina las glándulas hiperactivas, reduciendo la producción excesiva de sebo a la vez que estimula la cicatrización y regeneración de la piel. Además, tiene la ventaja de no tener efectos secundarios.

¿Cuándo debes acudir a un especialista?

Si el acné es intenso, con un tono de piel rojizo y muchas protuberancias o quistes, o quedan manchas en la cara al desaparecer los granos y los consejos citados anteriormente no fueran suficientes, es recomendable que acudas a un dermatólogo. Si aparecen problemas emocionales ligados al acné también recomendamos visitar a un especialista.

Banner blog post 2

¿QUÉ TE HA PARECIDO?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s